Medimos, controlamos y ponemos en marcha sus procesos industriales

Flujómetros másicos tipo Coriolis

Los sensores de presión hidrostática se utilizan para la medición de nivel o la altura de llenado de un líquido. La medición de presión hidrostática es adecuada para la medición de nivel debido al efecto hidrostático de los fluidos sin movimiento. Este principio físico describe el efecto de la fuerza generada por el peso de un líquido estacionario (que no fluye) en un punto de medición. Esta fuerza se describe usualmente como "presión hidrostática".

Serie ROTAMASS 3

Flujómetro másico tipo Coriolis

ROTAMASS 3 es un medidor de flujo másico tipo Coriolis disponible en versiones integral y remoto. Ambos tipos tienen una electrónica de procesamiento de señal digital altamente refinada, de manera que se consigue una medición de flujo másico precisa y estable, y para casos de medición de líquidos, el medidor también hace la lectura de la densidad y cálculo de concentración. Tiene un sensor de temperatura acoplado para el monitoreo del proceso y compensación de dilatación de tubería, garantizando su excelente precisión.

El medidor de flujo Coriolis ROTAMASS emplea una caja a prueba de llamas para el conversor, adecuada para su empleo en zonas peligrosas junto con su detector de tipo intrínsecamente seguro.

El procesamiento de señal, la protección de la carcasa y el sistema especial de desacoplamiento de su detector contra cargas externas y vibraciones, permiten altas prestaciones del flujómetro ROTAMASS en aplicaciones reales.

Características

  • Transmisor de campo para casi todos los fluidos
  • Procesamiento de señal digital refinado permite una medición precisa y estable
  • Alta precisión y alta estabilidad en un amplio rango
  • Sistema especial de acoplamiento de detectores hace que el dispositivo sea altamente independiente de cargas externas o vibraciones
  • Amplio rango de temperatura: -200° C a 350° C

Aplicaciones

  • Tuberías (acero, PVC, FRP, cobre)
  • Aire (comprimido, combustión)
  • Gas natural
  • Pilas / gases de combustión
  • Agua (cruda, refrigeración, agua de alimentación)
  • Vapor de baja presión
  • Líquidos no peligrosos